Como aprender a demostrar I

Lo primero que hemos de saber antes de ponernos a demostrar es ¿Qué es una demostración?, una definición formal podría ser:

Una demostración es una secuencia finita de deducciones lógicas que empiezan con axiomas o con resultados previamente demostrados y llevan a una conclusión conocida como teorema o preposición.

Si queremos dar una definición algo  más romántica podría ser;

Es una historia contada por matemáticos a matemáticos, expresada en un lenguaje común. Ésta tiene un principio (Las hipótesis) y un final (La conclusión) y se derrumba si hay lagunas lógicas.

Bien una vez que ya sabemos ya tenemos claro el concepto viene una segunda fase, ¿Que necesitamos para empezar a demostrar?, quizá responder a estas dos simples cuestiones ¿Cómo piensa un matemático? y ¿Cómo resolver problemas?.

Fotografía realizada por  Xificurk

Fotografía realizada por Xificurk

Saber cómo piensa un matemático puede ayudarnos a entender mejor las demostraciones con las que nos encontramos. Esta es una primera herramienta para aprender a demostrar, aprender lo que otros matemáticos han hecho previamente en ese campo y como se ha ido formando un concepto y una técnica para resolverse ese tipo de problemas.

Hay un libro escrito por Jacqued Hadamar,  “The Psychology of Invention in the Mathematical field”, donde se describe varias fases fundamentales en el pensamiento matemático. Estas son las siguientes:

  1. La primera parte del pensamiento matemático empieza con vagas imágenes visuales y sólo más tarde se formalizan en símbolos. Se estima que el 90% de los matemáticos actúan de esta manera.
  2. Se ha de trabajar de manera consciente durante un tiempo, tratando de entenderlo, explorar las formas de abordarlo, trabajando con ejemplos con la esperanza de encontrar algunos aspectos generales útiles.
  3. Dejar que el subconsciente asimile y ordene las ideas, centrarse en otras tareas para que posteriormente todo cobre sentido y se encienda esa bombilla en la cabeza. Para finalmente se pueda presentar el descubrimiento como una deducción puramente racional a partir de premisas conocidas.

En la misma línea Poncaire, habla de tres estados a la hora de abordar un problema matemático: Preparación, incubación seguida de iluminación y finalmente la última etapa verificación.

Post realizado por Thais Ávila Valverde

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s